Testimonios

Sentí que entraba a mi propia casa

Mi nombre es Ivon Candela y mi esposo Ulises Gonzalez. Después de visitar diferentes clínicas y diferentes tratamientos la vida un buen día me puso en mi camino esta clínica. El primer día que la visite sentí que entraba a mi propia casa y que las personas que trabajan en ellas eran mas que mi familia. El trato asía mi persona fue más que especial, yo no era una simple paciente. Para ellos, era, soy, y seré, y serán todas sus pacientes lo primero. Quisiera poder encontrar miles de palabras para describirlos para poder decir lo especial que son para mí pero es imposible ya que tendrían que vivir con migo la vida entera, me faltaran años para agradecerles. Porque me dieron lo más importante en mi vida, la oportunidad de ser mama. y por esa razón les regale este poema que me nació de lo más profundo de mi alma .gracias

“Tener el privilegio de devolverle la fe y esperanza a otros, es como poseer la bendición d Dios. Bendicion duplicada por el grupo de ángeles que rodea este entorno, hacienda de nuestros sueños usa Hermosa realidad”
Hoy Gracias les doy